Ortega criminaliza el derecho humano a la libertad de expresión con decreto de "ciberdelitos"

Fundación Violeta Barrios de Chamorro

Con el decreto “Ciberdelitos en Nicaragua” Ortega criminaliza toda expresión pública de ideas y pensamientos, que se realice usando internet y redes sociales.

Fotografia por: La Prensa

La Fundación Violeta Barrios de Chamorro denuncia ante la población nicaragüense, la comunidad internacional y organismos de derechos humanos, que el decreto presidencial que declara como “Ciberdelitos en Nicaragua” el uso de la información y comunicación digital entre ciudadanos; representa una gravísima violación al derecho humano fundamental de la libertad de expresión. Con este decreto publicado en la Gaceta la dictadura Ortega Murillo criminaliza  todo tipo de expresión pública de ideas y pensamientos, que se realice usando las Tecnologías de la Información y la Comunicación, es decir, internet y las redes sociales.

A este decreto se suma la iniciativa de Ley  “Regulación de Agentes Extranjeros”; que el gobierno anunció este lunes 28 de septiembre. Ambas leyes, más la ley de cadena perpetua para castigar el ejercicio de las libertades, representan la imposición por la fuerza sea un bozal para el periodismo independiente, para líderes comunales y toda persona que han encontrado en las plataformas digitales, canales de difusión para denunciar los abusos del poder y la comisión de violaciones a los derechos humanos de los nicaragüenses.

Estas leyes, así como el reciente decreto presidencial de ciberdelitos, atentan contra  los más elementales derechos humanos, en cuanto criminalizan y penalizan la libertad de expresar ideas y pensamientos. La libertad de expresión es un derecho inherente a las personas y es obligación de los Estados respetarlo y promoverlo.

¡Condenamos todo intento por sepultar la libertad de expresión en Nicaragua! Creemos firmemente que pese a las fuertes embestidas del poder, los y las nicaragüenses continuaremos en resistencia pacífica demandando la restitución de derechos y trabajando por construir una Nicaragua en democracia, herencia de la presidenta Violeta Barrios de Chamorro, y alcanzar el anhelo del mártir de las libertades públicas, Pedro Joaquín Chamorro Cardenal de que ¡Nicaragua volverá a ser República!

Fuente: Fundación Violeta Chamorro